conociendo a los americanos

prejuicios.

van a estar ahí, siempre.

que si todos los españoles somos majos, guapos, agradables, vagos, roba-novios/as, bebedores, sinceros, locos, muy muy muy ruidosos, llamativos, graciosos, patriotas, que vestimos bien, que si nos gusta la fiesta,que si vamos de flor en flor, que si, que si… y la lista sigue…

y como no, nosotros también los tenemos; todo el mundo tiene prejuicios sobre otras cosas.

a veces conocer a alguien te hace comprender que los prejuicios son solo eso, opiniones preconcebidas y normalmente negativas, que normalmente acabas dándote cuenta de que esas opiniones eran ideas equivocadas… o no.

cuando empiezas a darle a alguien la exclusividad de conocerte, conocerte de verdad, y la otra persona hace lo mismo contigo, ahí se puede empezar a hablar de amistad y de empezar un vínculo mas cercano de poder llegar a entender de verdad a una persona.

cuando llegamos a los estados unidos, o incluso antes, vamos con la expectativas de querer hacernos amigos de todos, y lo intentamos, pero párate a pensarlo; ¿de verdad crees que todo al que conozcas durante tu año académico va a ser tu amigo y va a estar a tu lado en los momentos duros? yo diría que no, pero quién sabe, igual si. date tiempo y confía en ti mismo, quien se quiera quedar, se quedará sin importar de donde vengas, como seas, como de grandes sean los prejuicios que te habían puesto encima o cualquier otra cosa.

y tú, déjate llevar también y deja que las cosas fluyan…

a pesar de todo, los prejuicios son eso, prejuicios.

 

-Eugenia Folgueras

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com